Día de la madre

“No debí haberte agarrado a correazos”, le escribe una madre a su hijo después de leer el libro de memorias que él ha escrito.

“Cuando recibí tu libro, estaba tan orgullosa de que hubieras terminado este proyecto, pero muy triste también porque recordar puede traer tanta alegría como dolor”.

El autor se llama Kiese Laymon y su libro, ese libro, se llama Heavy. Y es la historia real del amor y el dolor cotidianos que se causan una madre y su hijo a lo largo de cuarenta años. Toda celebración, incluido el día de la madre, es una ceremonia de olvido y edición. Si nos juntáramos a recordar nuestras vidas sin discriminar los capítulos felices de los infelices, el tono de este día sería distinto. Y, claro, se venderían menos lavadoras.

1 Comentario

  1. Carolina Reynaldes dice:

    Es un texto corto pero potente, nada más real. Como siempre directo a la vena Marco.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: